Casa en el campo, Northern Ireland

El silencio

El silencio es esa calma entre miradas. Es esa nota sostenida en la que no pasa nada, y todo pasa. Es ese cuerpo desnudo acariciándose. Acariciándote. Ese espacio en el que sientes cómo fluye la vida y tocas el cielo con las yemas de los dedos. Tranquilo, fugaz y a la vez eterno.

Es ese quiebro vacío que devuelve el reflejo de lo que te rodea, de lo que te llama, de lo que te llena. Es observar con los ojos bien abiertos la lenta y apaciguada sonrisa de unos labios. Es esa mirada furtiva hacia el infinito. Es esa llama que enciende la chispa de la vida.